La psicología de culpa del consumidor en el día de la madre provoca que las personas corran a comprar regalos para honrar a sus madres.

¿Cuándo fue la última vez que llamaste a tu madre? ¿Cuándo fue la última vez que le dijiste que la querías? ¿Cuándo fue la última vez que le regalaste algo?

Estas son algunas de las preguntas que algunos anuncios publicitarios utilizan para apelar a la conciencia de los consumidores e incitarlos a comprar algún producto o servicio en el día de la madre.

También puede interesarte leer: Cómo aumentar las ventas en el Día de la Madre.

El día de la madre es un día en el que las personas aprovechan para honrar a esas mujeres valiosas que les dieron la vida. Es también una ocasión donde las marcas aprovechan para dar ofertas en productos y servicios para celebrar a las madres.

Los regalos más populares que se dan en este día son las flores, tarjetas, perfumes, bolsos, joyas, entre otros. Sin embargo, hay muchas madres que prefieren otro tipo de celebración en lugar de recibir regalos.

Según el lenguaje de amor de cada una, puede ser que a algunas les guste ser celebradas a través de muestras de afecto físico como abrazos. Mientras que otras prefieren pasar tiempo de calidad con sus hijos.

psicología de culpa del consumidor

Si hay diferentes formas de celebrar este día, ¿por qué los consumidores corremos a encontrar el regalo perfecto para nuestra madre?

Según Pop Neuro, este comportamiento se debe a algo conocido como la psicología de culpa del consumidor. Este término se refiere a un sentimiento que surge de la conciencia de no haber logrado alcanzar los estándares morales personales o sociales.

¿Cómo aplican las empresas la culpa en sus estrategias de marketing del día de la madre?

El sentimiento de culpa no es precisamente una experiencia placentera; es una emoción de la que las personas intentan alejarse, y cuando surge, saltan hacia técnicas de evitación para desconectarse de este sentimiento inquietante.

Los especialistas en marketing son muy conscientes de la culpa que pueden provocar a través de sus campañas del Día de la Madre simplemente mencionando los esfuerzos de nuestra madre, que a menudo se dan por sentado. El aspecto motivacional se basa en el hecho de que cuando uno se siente culpable, siente la necesidad de hacer algún tipo de reparación.

También puede interesarte leer: ¿Por qué los recuerdos emocionales son más fuertes?

La solución a la que llegamos la mayoría es consentir a nuestras madres un día al año. Es por eso que el día de la madre se ha convertido en el pedido insidioso de las empresas para comprar regalos para honrar a las madres.

Ahora que ya conoces sobre la psicología de culpa del consumidor, asegúrate de que estés honrado en este día especial a tu madre de la manera en la que ella quisiera y no en la que los anuncios te están moviendo a hacer basándose en emociones de culpa.

¿Qué piensas sobre este tema?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.