¿Comes lo que quieres o lo que alguien más quiere? 8 principios de #neuromarketing para empresas del sector de alimentos

¿Comes lo que quieres o lo que alguien más quiere? 8 principios de #neuromarketing para empresas del sector de alimentos

¿Comes lo que quieres o lo que alguien más quiere?

¿Alguna vez has pedido un platillo de un restaurante por recomendación de un buen amigo? Imagínate esta escena: entras al restaurante decidido a pedir el platillo del que tu amigo te habló maravillas, y entonces te dan el menú. Pero, ¿realmente pedirás el platillo que tu decidas o los que el restaurante quiere que pidas?

La decisión final es tuya, absolutamente, pero cada vez son más los establecimientos enfocados a la gastronomía que emplean el Neuromarketing. ¿Cómo lo sabemos? bueno, aquí te doy dos ejemplos:

  • El uso de ciertos colores para incitarte a consumir (se ha comprobado que el rojo y el naranja aumentan el apetito).
  • Una iluminación estudiada (si es suave, te invitará a quedarte más tiempo, lo que traduce en más consumo; si es fuerte, querrás irte lo más pronto posible).

A estas prácticas se suman ciertos trucos psicológicos que determinan que te inclines por la opción más beneficiosa (económicamente) para ellos.

Aquí te dejamos 8 aspectos de neuromarketing que ha resumido Bussiness Insider sobre el tema:

1. Platillos descritos profundamente

¿Qué te parece más apetecible: una “hamburguesa de ternera gallega a la brasa con guarnición de tomates marinados en aceite de romero, pimientos asados a la leña, finas lonchas de queso, cebolla ponchada y lechuga fresca” o una “hamburguesa completa”? Lo más seguro es que pidas la primera opción (a mi me hizo salivar con tan solo leerla), siendo exactamente la misma que la segunda y al mismo precio, de seguro nos parecerá mas cara la segunda.

Según un estudio de la Universidad de Illinois, cuanto más específica sea la descripción de un platillo, más dinero estaremos dispuestos a pagar por él. Por lo tanto, los restaurantes que den un menú detallado conseguirán un 27% más de facturación que aquellos en donde solo indica el nombre.

2. Dar un nombre propio y familiar a los platillos

Dar un nombre propio a un platillo es otro factor que los restaurantes toman en cuenta para conseguir persuadirnos. Algo así como “Sandwich a la parrillita” nos remiten un ámbito familiar y casero, nos dan más confianza. Rematarlo poniendoles nombres de familia, es ya para darle vuelta al ruedo. Porque entre: “tartaleta de piña” y “tartaleta de piña de la Abuelita” hay un toque de nostalgia y que nos da una idea de “artesanal” que nos llama más la atención.

3. Indicar la autenticidad recurriendo a indicaciones geográficas

Una de las técnicas más usadas para destacar la calidad de los ingredientes de un producto es indicar la procedencia de los mismos. De este modo, aumentan las ventas y el precio de los platillos. La denominación de origen de los productos suele indicar que ese plato es de una calidad superior y si es así, duele menos pagar por él.

4. Poner nombres étnicos a los platos del menú

Puede parecer no necesario, pero según Charles Spencer, psicólogo experimental de Oxford, poner nombres étnicos o geográficos como un nombre alemán, además de dar cierto toque de estilo y prestigio al restaurante, sugiere a nuestro subconsciente sabores y texturas mucho más exóticos.

5. Destacar visualmente lo más ventajoso para el negocio

Presuntamente, prestamos más atención a lo que está situado a nuestra derecha cuando leemos, es decir, a la página impar. Es por eso que los restaurantes con frecuencia colocan ahí los platillos que quieren destacar y les interesa más vender. Los más caros suelen mostrarse con un diseño muy visual y atractivo.

6. Precios altos vrs. precios baratos

Si en el menú miramos tres platillos de la misma familia de alimentos entre 60, 35 y 20 dolares, seguramente elijamos el más barato. Pero no nos engañemos, es un señuelo, El colocar platillos muy caros que probablemente no tengan intención de servir frente a otros que, a la par, parecen más baratos. El propósito es hacernos pensar que el resto de opciones del menú tienen un precio más razonable.

7. Ofrecer las porciones en tamaños distintos

Esta estrategia es conocida como “la horquilla” y consiste en algo muy similar a lo de los precios altos frente a los baratos. Nos muestran dos raciones, una grande y otra pequeña, usualmente elegimos la más pequeña (por ser más barata), sin saber cuál es su tamaño, porque su precio es menor. Eso es lo que el restaurante quiere que elijamos porque le resulta más rentable.

8. La importancia de la música de ambiente

Según un estudio de la Universidad de Leicester, un local donde suene música clásica o suave incentiva a los clientes a gastar más. Este tipo de melodías generan al cliente la sensación de su capacidad adquisitiva es mayor y por ello se sienten obligados a gastar más dinero. Además, la música clásica está asociada con el buen gusto. ¿Tu tienes buen gusto? seguro que sí 😉 .

Así que ya estamos advertidos, pero no te preocupes y sigue disfrutando de la buena comida, que es lo mejor que hacemos! 😀

Sobre el Autor

Jennifer Romero

Guatemalteca, amante de las artes, del cine y de la música, diseñadora gráfica, fotografa y músico de vez en cuando.

Suscríbete a Nuestras Actualizaciones

suscripcion-email-2

Estamos en Facebook

Sponsors

Banner Neuromarketing copia

Artículos Relacionados

2 Comentarios

  1. Cuauhtemoc velazquez

    Hola buenas noches , el día de hoy un cliente mio paso a mi restaurant a comer y en la platica salio mi necesidad de hacer crecer mi negocio y el me comento de ustedes y la verdad que eh quedado sorprendido de su página ,y los felicito grandemente y les deseo más éxito del que ya tienen ,muy pronto voy a re modelar mi restaurant y ya se de donde voy a tener las mejores ideas ,gracias ,saludos y muchas Bendiciones desde Tijuana Mexico

    Responder
    • José Melgar

      Muchas gracias por tus palabras Cuauhtemoc. Espero que estos tips te sirvan para llevar tu negocio a otro nivel. ¡Saludos!

      Responder

¿Y tú qué opinas? ¡Déjanos aquí tus comentarios!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *